Haga clic aquí para ver una versión animada de este procedimiento.

Definición

Histerectomía es el término quirúrgico para la extirpación del útero (la matriz). Esta extirpación anula la capacidad de quedar embarazada.

Existen diferentes tipos de cirugías, como:

  • Histerectomía supracervical: extirpación del útero únicamente
  • Histerectomía total: extirpación del útero y el cuello del útero (la abertura del útero que conduce a la vagina)
  • Histerectomía radical: extirpación del útero, los ovarios, las trompas de Falopio, la parte superior de la vagina y los ganglios linfáticos pélvicos
  • Ovariosalpingectomía: extirpación de los ovarios y las trompas de Falopio (se puede combinar con cualquiera de los procedimientos anteriores)

Razones para realizar el procedimiento

Es posible que le realicen una histerectomía si el útero causa problemas de salud que no se pueden tratar por otros medios. Algunos motivos por los que se puede realizar una histerectomía a una mujer son para:

  • Tratar diferentes tipos de cáncer, como cáncer de útero, de endometrio y de ovarios
  • Quitar fibromas uterinos
  • Tratar el dolor pélvico crónico
  • Tratar hemorragias graves

Analice sus opciones antes de someterse a una histerectomía. Existen otros tratamientos para muchos de estos problemas.

Posibles complicaciones

Si está planificando someterse a una histerectomía, el médico revisará una lista de posibles complicaciones, que pueden incluir:

Antes del procedimiento, hable con el médico sobre cómo manejar los factores que pueden aumentar el riesgo de complicaciones, como:

  • Tabaquismo
  • Beber
  • Enfermedades crónicas, como la diabetes o la obesidad

El riesgo de complicaciones también puede aumentar a causa de:

  • Diabetes
  • Cirugía pélvica previa o infección grave
  • Uso de ciertos medicamentos

Qué esperar

Su médico puede hacer lo siguiente:

  • Análisis de sangre y orina
  • Prueba de Papanicolaou
  • Radiografía del abdomen y los riñones: una prueba en la que se usa radiación para tomar imágenes de las estructuras internas del cuerpo.
  • Ecografía pélvica: una prueba en la que se usan ondas de sonido para ver los órganos del abdomen
  • Dilatación y raspado (D&C, por sus siglas en inglés): extirpación quirúrgica de tejido de la pared del útero.

Debe hacer lo siguiente:

  • Hable con el médico sobre sus medicamentos. Le pueden pedir que deje de tomar algunos medicamentos hasta una semana antes del procedimiento.
  • Procure un medio de transporte hasta su casa y una persona que lo ayude en el hogar.
  • Ingiera una comida liviana la noche antes de la cirugía. No ingiera ni beba nada después de la medianoche.

Se utilizará anestesia general. Estará dormido durante la cirugía.

Histerectomía vaginal asistida por laparoscopia

Histerectomía laparoscópica
Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

Es posible que le administren antibióticos justo antes de la cirugía.

Los procedimientos laparoscópicos son mínimamente invasivos. Esto significa que se realizan pequeñas incisiones, en lugar de las incisiones grandes que se usan durante cirugías abiertas.

Como en la cirugía anterior, se realizarán pequeñas incisiones en la pared abdominal a través de las cuales se insertará el instrumental. Se harán incisiones en la vagina para ayudar a separar la parte inferior del cuello del útero y el útero. Después se extirparán el cuello del útero y el útero a través de la apertura vaginal.

Una histerectomía también puede realizarse mediante tecnología robótica. Al igual que los procedimientos laparoscópicos, las herramientas se insertan a través de pequeñas incisiones en el área abdominal. El médico se sienta en una consola y visualiza los órganos a través de un monitor que muestra una imagen en 3D. La cirugía se realiza mediante un dispositivo similar a un joystick para controlar las herramientas.

Se le administrarán líquidos y medicamentos por vía intravenosa.

De 1 a 3 horas, si bien puede requerir más tiempo.

No sentirá dolor durante la cirugía debido a la anestesia. Durante el período de recuperación se le administrarán analgésicos.

Es posible que le den el alta del hospital el mismo día o el día siguiente. Se quedará más tiempo si tiene complicaciones.

Mientras se está recuperando en el hospital, puede recibir el siguiente cuidado:

  • La primera noche, la enfermera la ayudará a sentarse y caminar.
  • Durante la mañana siguiente, se le quitará la vía intravenosa si puede comer y beber sin inconvenientes.
  • Es posible que deba utilizar botas o medias especiales para ayudar a prevenir coágulos sanguíneos.
  • Es posible que le coloquen una sonda de Foley durante un corto tiempo para ayudarla a orinar.

Durante la hospitalización, el personal del hospital toma medidas para reducir la probabilidad de infección, por ejemplo:

  • Lavarse las manos
  • Usar guantes o máscaras
  • Mantener las incisiones cubiertas

También puede tomar algunas medidas para reducir las probabilidades de infección, por ejemplo:

  • Lavarse las manos con frecuencia y recordar a las visitas y a los proveedores de asistencia sanitaria que hagan lo mismo
  • Recordar a los proveedores de asistencia sanitaria que usen guantes o máscaras
  • No permitir que otras personas toquen las incisiones

Una vez que esté en su casa, siga estos pasos para cuidarse:

  • Siga una dieta rica en frutas y verduras.
  • Pregunte al médico si debe realizar los ejercicios de Kegel para fortalecer los músculos del piso pélvico.

Nota: si el médico no le ha quitado el cuello del útero, deberá seguir realizándose pruebas de Papanicolaou para la detección de cáncer de cuello uterino.

Llame a su médico

Después de salir del hospital, comuníquese con su médico si se presenta cualquiera de las siguientes situaciones:

  • Signos·de infección, incluso fiebre y escalofríos
  • Enrojecimiento, inflamación, incremento del dolor, hemorragia excesiva, pérdidas o cualquier secreción de las áreas de incisión
  • Náuseas o vómitos
  • Mareos
  • Tos, falta de aliento o dolor en el pecho
  • Sangrado excesivo
  • Dolor que no puede controlar con los medicamentos que le administraron
  • Dolor, ardor, urgencia o frecuencia para orinar o sangrado persistente en la orina
  • Inflamación, enrojecimiento o dolor en las piernas

En caso de urgencia, solicite servicios de asistencia médica de urgencias de inmediato.