Un factor de riesgo médico podría incrementar o reducir sus probabilidades de contraer una enfermedad o condición. Aunque una persona con factores de riesgo específicos podría tener riesgo elevado, cualquier persona puede desarrollar infertilidad. Tener uno o más de los factores de riesgo listados a continuación no necesariamente significa que usted desarrollará infertilidad. Si usted tiene factores de riesgo específicos, hable con su profesional en el cuidado de la salud acerca de lo que puede hacer para reducir su riesgo.

Las mujeres mayores de 35 años son más propensas a tener problemas de fertilidad. Los ovarios se vuelven menos efectivos para producir óvulos que puedan ser fertilizados exitosamente.

Los trastornos del tracto reproductivo y/o infección y trauma son más probables con la edad avanzada.

Muchas condiciones médicas influyen sobre el riesgo de infertilidad.

Trompas de Falopio, Ovario, y Útero

Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

  • Historial de sangrado menstrual abundante o ciclos menstruales que son inusualmente cortos (menos de 24 días) o largos (más de 35 días)
  • Síndrome ovárico poliquístico, el cual con frecuencia se caracteriza por vello facial excesivo, acné, obesidad, y ciclos menstruales irregulares
  • Función tiroidal anormal
  • Tumores pituitarios

  • Endometriosis - El tejido uterino implantado sobre otras estructuras pélvicas puede interferir con el funcionamiento normal.
  • Enfermedades de transmisión sexual - Infecciones, como gonorrea o clamidia, con frecuencia no producen síntomas en mujeres. Si se dejan sin tratar, estas infecciones pueden conllevar a enfermedad inflamatoria pélvica, la cual podría causar cicatrización y adherencias que obstruyen las trompas de falopio.
  • Historial de embarazo ectópico - Cuando un óvulo fertilizado comienza a desarrollarse dentro de la trompa de falopio, puede causar ruptura de la trompa. A medida que sana la lesión, el tejido cicatrizante puede bloquear la trompa, por lo tanto reduciendo la fertilidad.

Muchos de los medicamentos listados a continuación son extremadamente importantes para tratar condiciones serias y crónicas. No reduzca ni detenga sus medicamentos por sí solo. Discuta sus preocupaciones con su profesional en el cuidado de la salud. En algunos casos, los siguientes medicamentos podrían incrementar su riesgo de infertilidad:

  • Hormonas
  • Antidepresivos
  • Agentes quimioterapéuticos usados para tratar cáncer
  • Acetaminofeno (Tylenol)
  • Ibuprofeno (Advil, Aleve, Motrin)
  • Medicamentos analgésicos
  • Antibióticos

Estos medicamentos han recibido cobertura de prensa laica como posibles causas de infertilidad. Existe evidencia muy limitada de un efecto causal en humanos. Usted debería notificar a su médico si está tomando estos medicamentos diariamente, y discuta la posible abstinencia de estos medicamentos.

Niveles muy altos o muy bajos de grasa corporal con frecuencia afectan los niveles hormonales, lo cual puede alterar la función ovárica.

Con frecuencia, el ejercicio excesivo está asociado con bajos niveles de grasa corporal pero también podrían influir sobre la fertilidad a través de otros medios.

Fumar cigarros y la exposición pasiva al humo del cigarro podría reducir la fertilidad.

El consumo de cafeína, en forma de café, té, o refrescos, se ha relacionado con la infertilidad en algunos estudios.

El consumo de alcohol, incluso con moderación, parece reducir la fertilidad.

Muchas actividades laborales, como permanecer de pie durante largos periodos de tiempo o estar expuesta crónicamente al polvo o a ruidos fuertes, incrementa el riesgo de infertilidad. Otra evidencia sugiere que el riesgo de infertilidad podría ser más alto en mujeres que cambian frecuentemente de turnos laborales de diurnos a nocturnos. La exposición relacionada con el trabajo a altas temperaturas, químicos, radiación, pesticidas, y otras sustancias tóxicas también se ha relacionado con la infertilidad en mujeres.