La enfermedad renal crónica es una condición en la cual los riñones no están funcionando correctamente. Ésta es causada por daño a pequeñas estructuras dentro de los riñones llamadas nefronas (se pronuncia ne-FRO-nas). Aproximadamente 20 millones de estadounidenses tienen enfermedad renal crónica y 500,000 personas con enfermedad renal en etapa terminal. En las etapas tempranas, la enfermedad renal crónica no causa síntomas; por lo tanto, las personas no saben que tienen la condición.

Los riñones son órganos en forma de frijol que se ubican en la parte baja de la espalda debajo de la caja torácica. Cada riñón mide aproximadamente el tamaño de un puño. Los dos riñones filtran sangre, toman sustancias necesitadas, las regresan a la circulación, y se deshacen de desechos en la orina. Si los riñones no filtran adecuadamente, los desechos se acumulan en la sangre. Los riñones también mantienen el equilibrio de agua en el cuerpo y liberan hormonas. Estas hormonas mantienen los huesos fuertes, controlan la presión arterial, y ayudan al cuerpo a producir glóbulos rojos. Si sus riñones dejan de funcionar, sus huesos se pueden debilitar, su presión arterial podría incrementar, y su conteo de glóbulos rojos podría reducir.

Anatomía de los Riñones

Anatomy of the Kidney
Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

La enfermedad renal crónica es una condición progresiva. Los médicos usan etapas para describir qué tan seria es. La etapa se basa en el índice de filtración glomerular (GFR).

EtapaÍndice de Filtración Glomerular (GFR)
1Más de 90 mL/min (normal)
260 a 89 mL/min (reducción ligera)
330 a 59 mL/min (reducción moderada)
415 a 29 mL/min (reducción severa)
5menos de 15 mL/min (insuficiencia renal o enfermedad renal en etapa terminal)

Las dos causas más comunes de enfermedad renal crónica son la diabetes y la hipertensión.

  • La diabetes tipo 1 y 2 ocurre cuando el cuerpo no procesa bien el azúcar en la sangre. La cantidad de azúcar (también llamada glucosa) en la sangre incrementa. La glucosa sanguínea elevada daña a los riñones, así como al corazón, vasos sanguíneos, y ojos.
  • La hipertensión (o presión arterial elevada) ocurre cuando hay presión elevada dentro de las arterias del cuerpo. La hipertensión daña a los riñones. La enfermedad renal crónica también puede causar hipertensión.

Otras condiciones que podrían causar enfermedad renal crónica incluyen: